El oscuro borde de la luz II (fotos y microrrelatos)

Esplendor

Posted in Sin categoría by Juan Yanes on 4 julio, 2011

.

.

Esplendor

Pasa un hombre andando cargado de bolsas. No ocurre nada, pero seguramente ese hombre no se da cuenta de la luz que lo envuelve al andar. No piensa en la vigorosa plenitud de los días. Y sin embargo la luz es lo más importante de ese instante. Una luz de mediodía, casi cenital. Una luz que lame suavemente la fachada de las casas, la copa de los laureles de Indias, las losetas que rodean el pequeño jardín y los bancos de piedra de la plaza de Santo Domingo, para devolverles el color y la prestancia que se apaga en las cosas durante la luz esquiva del invierno. Todavía no es una luz cegadora como la luz imposible del verano. Seguramente ese hombre tampoco se ha fijado en la pareja de ancianos que camina erguida y que ayer recorría con paso dudoso esta vía. La luz hace que resuciten las fachadas modernistas de su letargo y que luzcan los toldos de los bares como velas de balandras en medio de la calle. Todo invita a una especie de luminoso esplendor. El asunto aquí es estar atento a los dones que nos regala el día. Un momento después pasan otros viandantes, pero la luz ya no es la misma, tamizada por gruesos nubarrones.

Juan Yanes

.

.

.

.

.

.

.

Anuncios