El oscuro borde de la luz II (fotos y microrrelatos)

Tindaya

Posted in Sin categoría by Juan Yanes on 8 enero, 2012

.

.

Tindaya

La piedra torturada de la montaña de Tindaya es sagrada, decía mi madre que había nacido en la isla de Fuerteventura. ¿Cómo puede ser sagrada una piedra, madre? le preguntaba yo. Porque la sacaron de una montaña sagrada, hijo. ¿Y cómo es que una montaña puede ser sagrada? Las cosas, dijo entonces con gravedad, o son sagradas o son profanas, no hay tu tía. Sólo pueden ser una de esas dos cosas. Ella, obedeciendo algún oscuro mandato, venía hasta Puerto Escondido y posaba sus manos contra el muro de piedra de Tindaya de la fachada del Monte de Piedad. Cerraba los ojos y se ponía a runrunear cosas con las palmas de las manos pegadas a la pared.

Juan Yanes

.

.

.

.

.

.

6 comentarios

Subscribe to comments with RSS.

  1. virgi said, on 8 enero, 2012 at 16:34

    ¡Ah, maravillosa montaña! No me extraña que aún en la fachada, transmita su sabiduría. Y las madres siempre saben cosas mágicas.
    Besitos, Juan

    • Juan Yanes said, on 8 enero, 2012 at 17:00

      Hace poco estuve allí, a verla. No me cansé de sacar fotos. Es una montaña única ¿verdad? Y he de decirte que a mí me gusta el proyecto de escultura de Chillida, lo de vaciarla, sin tocarla. Una escueltura de aire… El problema aquí es que en cuanto los políticos locales huelen dinero, turismos, hoteles, carreteras… ya todo está perdido y degradado. Qué pena.

  2. Juan Garcia said, on 11 enero, 2012 at 23:43

    Vaya, qué casualidad, a mí también me gustaba, en su pureza original, el proyecto de Chillida… el problema es el que señalas… con Don dinero hemos topado… Preciosas fotos de la piedra ( y me encanta el uso del color… no todo ha de ser blanco y negro en este precioso planeta azul…)

    • Juan Yanes said, on 12 enero, 2012 at 2:48

      Lo de Tindaya es como una desgracia tan grande… Ahora mismo no sé si el proyecto sigue adelante o no. El nivel de corrupción de nuestros políticos es tan grandes que es imposible pensar que puedan hacer algo sin lucrarse y sin destrozar lo poco que queda ya de este Jardín de Belleza sin Par. Los colores… creo que era Paul Eluar el que decía que el mundo era azul como una naranja o algo por el estilo… A veces veo fotos en color tan bonitas que me dan ganas de transgredir los principios fundamentales de la fotografía, es decir que solo puede ser en blando y negro. Por cierto, anteayer descubri, buscando fotos de Ramón Masats, a Francisco Rojas Fariña, un fotógrafo de aquí de los años 50 y 60, extraordinario. Te dejo la dirección que es la de la revista, desconocida también para mi, Rincones del Atlántico:
      http://www.rinconesdelatlantico.es/num6/francisco_rojas_farinas-la_mirada_sincera.html
      Un abrazo y un año pleno.

      • Juan Garcia said, on 13 enero, 2012 at 18:23

        La revista si la conocía hace ya algún tiempo y tiene artículos muy interesantes desde el de Nicolás Reyes sobre Estévanez hasta uno precioso sobre las euphorbias o los dedicados a patrimonio/arquitectura… las fotos son todas buenísimas en general. Echaré un vistazo a ese número que sugieres… Un saludete a la familia..

      • Juan Yanes said, on 18 enero, 2012 at 3:28

        Eres un culturo del copón, Juan. No te puedo coger en un renuncio. Un fuerte abrazo.


Deja un comentario

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: